Haz clic aquí para volver a la página de inicio
una Ventana desde Madrid

Parques y Jardines de Madrid

El Retiro, La Zona de Recreo

Por Lourdes Morales Farfán

Miércoles, 03 de febrero de 2016


Retiro, Jardines rodeando a la Fuente del Pequeño Tritón junto a la Puerta de Hernani

Jardines rodeando a la Fuente del Pequeño Tritón junto a la Puerta de Hernani.

En el año 1865, debido a las graves dificultades económicas por las que atravesaba su hacienda, la Reina Isabel II (1843-1868) decide solventarlas vendiendo al Estado diferentes posesiones reales, quedándose, además, con un 25% de lo obtenido por su Patrimonio, una medida que resulta de lo más impopular, como expuso el periodista y político republicano, futuro presidente entre 1873 y 1874 de la I República (1873 - 1874), Don Emilio Castelar y Ripoll (Cádiz, 1832 - San Pedro del Pinatar, Murcia, 1899): "Lo que se quería presentar al pueblo como una muestra de magnanimidad real, no era más que un fraude, ya que el Patrimonio de la Corona no era propiedad particular de la nación sino del pueblo...". Aún así, la venta se consumó y entre las propiedades enajenadas por la Reina se encontraba la zona Oeste del Real Sitio del Buen Retiro, unas 30 hectáreas de terreno que representaban aproximadamente la tercera parte de El Retiro, enmarcadas actualmente por el Paseo del Prado, respetando el Museo del Prado, al Oeste; la Calle de Alcalá, en el tramo comprendido entre este último paseo y la Calle de Alfonso XII, por el Norte; la actual Calle de Alfonso XII, por el Este; y el Real Jardín Botánico, por el Sur, entre el Paseo del Prado por el Oeste y la Calle de Alfonso XII por el Este. El terreno cedido se parcelaría, construyéndose nuevas calles, y en su interior se levantarían nuevas viviendas de lujo para los más importantes personajes de la época. Tres años después, la Revolución de 1868 destronaría a la reina y, en 1869, el nuevo gobierno republicano cede El Retiro al Ayuntamiento de Madrid para que éste lo convierta en un parque público, un espacio que adoptará el nuevo nombre de Parque de Madrid y que no será legalmente transferido hasta el año 1876. Como nuevo gestor de las antiguas instalaciones reales, el Ayuntamiento no tarda en descubrir los grandes gastos que requiere el mantenimiento de una propiedad de esta entidad, por lo que dado que no puede asumirlos en su totalidad, decide arrendar diferentes zonas del parque que le ayuden a ello. Así, se van arrendando la Casa de Vacas y la desaparecida Casa Persa, que se unen al arrendamiento del Estanque Grande y de su Embarcadero, existente desde el reinado de Isabel II. Las modificaciones en el interior del recinto se van sucediendo; así, en 1874, se abre el Paseo de Carruajes (actual Paseo de Fernán Núñez) y se crea la Ría de Patinar en el mismo lugar donde hoy podemos ver la Rosaleda.

En 1876, surge un nuevo espacio, una zona de recreo, el Jardín de Recreo del Buen Retiro, que sería muy querida por los madrileños de la época y que se encontraba enmarcada por las calles de Alcalá, de Alfonso XII, de Juan de Mena en ángulo con la de Alfonso XI, y el Paseo del Prado. Tras su arriendo por el empresario teatral Felipe Ducazcal Lasheras (Madrid, 1845 - 1891) en 1878, el público madrileño se inclina por los nuevos jardines, en detrimento del más alejado Parque de Recreo de los Campos Elíseos, el cual terminaría desapareciendo en 1874, al haber sido levantado en la zona destinada al ensanche de Madrid (al Norte de la Calle de Alcalá, entre las calles de Velázquez y de Castelló). El Jardín de Recreo del Buen Retiro contaban con pista de patinaje, velódromo y se podía practicar el tiro de pistola; tenía cenador, columpios y quiosco de música; disponía de botillería, café, fonda, quioscos de horchata y restaurante; y disponía de sillería de hierro y luz de gas. Todo ello lo hacía un lugar ideal para el verano en el Madrid de la época, en donde además de ofrecer diversión y entretenimiento para todo tipo de público, se establecían peñas y tertulias de célebres e importantes personajes, como artistas, escritores o políticos, entre ellos. Además, contaba con un teatro, al principio poco más que un escenario con una zona techada para el público, que se sustituyó rápidamente por otro dotado de palcos y patio de butacas. Es entonces cuando se instaura la costumbre, que aún perdura en el interior del parque, de las exposiciones florales. Durazcal solicita al Ayuntamiento la revocación de su contrato en 1879 y se hace cargo de las instalaciones Antonio Rodríguez Arango, quien en 1882 abrió el Gran Circo Hipódromo y trajo al aeronauta francés Capitán Mayet, que moriría en 1883 durante una de sus habituales ascensiones en globo desde estos jardines. Es en estos años cuando, igualmente, se instalan retretes públicos en el lugar y comienzan las obras, en 1884, para la llegada de la incipiente red eléctrica.

En 1887, Felipe Ducazcal vuelve a arrendar los jardines, en claro retroceso bajo la administración de Rodríguez Arango, imprimiéndoles un nuevo brío con la instalación de una montaña rusa, un velódromo y varios puestos de venta de flores; también es de destacar los sucesivos éxitos del teatro aquí existente, como los que tuvo con la representación, por primera vez en Madrid, de La Bohème, de Puccini, la actuación del ballet Coppélia, o el mitin que, en su interior, dio Pablo Iglesias el 1 de mayo de 1888, el primero que presidía y en donde dio a conocer sus ideas políticas. Sin embargo, esta nueva etapa exitosa del Jardín de Recreo del Buen Retiro comienza a declinar con la muerte de su mejor gestor en octubre de 1891. Felipe Ducazcal y Lasheras murió muy joven, con tan solo 46 años, tras un ataque de tos que le dio estando acostado y del que se sospecha que le movió con fatales consecuencias el proyectil que tenía alojado en el oído tras un duelo que, por motivos políticos, sostuvo en su juventud contra el periodista Paúl y Angulo.

Tras el fallecimiento de Ducazcal, la administración de los Jardines sigue ofreciendo nuevos espectáculos y novedades, como la exhibición, en 1897, de una tribu de negros "ashantis" procedentes de la hoy República de Ghana, o la llegada, a continuación, de una colonia de esquimales. No obstante, y a pesar de su gran popularidad, sus actividades no durarán mucho más, clausurándose en 1904 para levantar en su solar el Palacio de Telecomunicaciones, sede desde principios del siglo XXI del Ayuntamiento de Madrid, el cual, para compensar a los madrileños por la pérdida del que había sido un lugar de esparcimiento tan querido para ellos como los Jardín de Recreo Buen Retiro, decide acotar una Zona de Recreo en el interior del Parque de El Retiro. De planta cuadrangular y accesos por las puertas de la Independencia y de Hernani, estaba delimitada, al Oeste, por el paseo que va desde esta última hasta la Plaza de Nicaragua; al Sur, por el Paseo del Estanque hasta su unión con el paseo que une la Casa de Vacas con la Casa de la Salud; al Este, por este último paseo; y al Norte, por el que desde la anterior casa vuelve hasta la Puerta de Hernani. Su primer arrendador, Julio Mas, tuvo resultados no demasiado brillantes, ya que el público no sentía la misma atracción por esta nueva zona de recreo que por la anterior, por lo que al siguiente año es sucedido por un nuevo inquilino, Augusto Comas, quien se compromete a levantar un nuevo quiosco de música, un restaurante, cuidar el arbolado, mantener abiertas las instalaciones todo el año, ofrecer funciones benéficas y pagar un canon de 10.000 pesetas anuales sin poder cobrar por la entrada más de una peseta. A pesar de todas las mejoras, las instalaciones siguen sin despertar una gran atracción y llegamos al año 1918, en que tras negarle el Ayuntamiento a su entonces gestor, Juan de Aragón, el permiso que éste había solicitado para ampliarla, se hace cargo de las mismas Jacinto Amat, quien construye un nuevo teatro modernista debido al mal estado del anterior. Tras Amat, aparece un nuevo promotor, Mariano Serrano y Galera, comenzando una serie de problemas administrativos con Jacinto Amat, dueño del restaurante instalado en la Casa de Vacas, el "Ideal Retiro", que sufre un embargo de bienes, además de no estar al corriente de las cantidades que debía pagar al Ayuntamiento, síntoma de lo poco rentable que era esta Zona de Recreo. En 1923, el consistorio1 madrileño nombra un inspector ante el gran número de irregularidades que se dan en el lugar, y en 1924, el arrendatario pide permiso para modificar los horarios de cierre hasta las 20,30 horas, en condiciones normales, y hasta las 01,00 horas, en caso de alguna especial celebración (cenas, reuniones, etc.). Por estas fechas, continúan los festivales benéficos y conciertos, inaugurándose en 1925 el actual quiosco de música.

Es en los años 40 del pasado siglo XX cuando la Zona de Recreo ve llegado su final, al igual que el teatro modernista, no quedando de sus instalaciones más que el quiosco de música en el que hoy siguen ofreciéndose conciertos de música. Desaparecía así una zona que no logró sustituir al que había sido uno de los lugares de diversión y reunión más queridos por sus coetáneos, el Jardín de Recreo del Buen Retiro.

Veamos a continuación los monumentos y construcciones de interés situados en la antigua Zona de Recreo y espacios limítrofes que, junto a las áreas tratadas en las páginas de Los Jardines Románticos y del Estanque Grande y el Antiguo Reservado, formaban parte del Antiguo Reservado: la zona del Buen Retiro en la que, en tiempos de Fernando VII (1808, 1813-1833), se realizaron los Jardines Románticos y se delimitó su uso para el rey y la familia real.

Localización: Área del Parque del Retiro delimitada por los paseos de México, del Estanque y de Coches, y las calles de Alcalá y de O'Donnell. 28001 Madrid.


* * *
Retiro, Casa de Vacas

Casa de Vacas. Siglo XX (1985).

La Casa de Vacas, situada en el Paseo de Colombia, junto al Paseo del Estanque, se construyó en 1874 como una vaquería en donde la leche que se servía estaba recién ordeñada, como así podía contemplar la clientela antes de sentarse a degustarla en el pequeño bar contiguo al establo. El establecimiento resultó todo un éxito, como podemos leer en un artículo de prensa del año 1883 en el libro "Buen Retiro", de Carmen Ariza Muñoz, donde se dice que "en primavera, por las mañanas y tardes, se reúnen allí todas las clases sociales de Madrid, antes o después de ir a las frondosas alamedas y sonrientes jardines del Parque". Lamentablemente, el establecimiento sería destruido por el ciclón que arrasó Madrid en 1886, siendo sustituido por otro de características más modestas.

En 1921, se llevan a cabo obras de mejora en el restaurante de su interior y se instalan sendas pistas de patinaje y baile en las terrazas exteriores de sus laterales. Más adelante, en la posguerra de la Guerra Civil Española (1936-1939), se iniciaría una nueva época para la antigua Casa de Vacas, al abrirse como la sala de fiestas Pavillón, etapa ésta que se extendería hasta su cierre, en el año 1979, y en la que el anterior edificio sería derribado y vuelto a construir, al parecer y según algunas fuentes, como un pabellón de gusto un tanto dudoso. Permanecería cerrada y sin utilización hasta el 4 de julio de 1983, en que sería destruida por un incendio en el que murió un hombre. Presumiblemente, el fuego fue causado por la hoguera que un indigente encendió para calentarse en dentro del recinto y que lamentablemente le costó la vida. Posteriormente, el Ayuntamiento madrileño decidió reconstruirla como sala de exposiciones, con un aspecto exterior similar al del anterior edificio de 1921, siendo el arquitecto municipal Guillermo Costa Pérez-Herrero el responsable de las obras de esta nueva Casa de Vacas finalizada en 1985 y a la que recientemente se le ha ampliado su espacio expositivo con la utilización de la terraza exterior para la muestra de esculturas de carácter monumental.

Localización: Paseo de Colombia, s/n. 28009 Madrid.


Retiro, Quiosco de Música

Quiosco de Música. Siglo XX (1906).

En la Plaza del Maestro Villa, encontramos el Quiosco de Música, uno de los elementos más célebres del parque. Se trata, asimismo, de uno de los pocos restos que ha llegado a nuestros días de lo que fue la Zona de Recreo. Durante los primeros años, era otro el quiosco que aquí se hallaba, en el que tocaban bandas militares y la llamada Sociedad de Conciertos, dirigida por el maestro Ricardo Villa, que le ha dado nombre a la plaza. Sin embargo, en el año 1906, el Ayuntamiento de Madrid convocó un concurso para una explotación nueva, por lo que el concesionario debería construir un quiosco nuevo que tendría una capacidad para cien profesores de orquesta. La solicitud aceptada para tal fin sería la de Augusto Comas, que presentaría un proyecto del arquitecto Carlos Le Grand para reformar toda la zona, pudiendo ser él también el autor del templete actual.

Aunque la estructura y los elementos de cerrajería se han mantenido mayormente en la actualidad, la cubierta fue sustituida por otra parecida, pero se eliminaron las cerchas2 y se diseñó un alero nuevo con más decoración (podemos contemplar los escudos en los centros de cada lateral, por ejemplo), además de añadirse la veleta superior. Asimismo, en el año 2004, se cambió el césped que hasta entonces lo había rodeado por adoquines, momento en que también se plantaron árboles nuevos, tilos, en concreto, y se adecentaron los castaños que ya había.

Estamos, pues, ante un quiosco cuya planta es octogonal y que posee un gran basamento, el cual está limitado por una reja que rodea todo su perímetro; en él, se alzan, en coincidencia con los ángulos, los soportes metálicos sobre los que se sustenta la cubierta, de ocho aguas3, siendo ésta de madera en el interior y de metal en su parte externa. Bajo el basamento, hay un piso semisubterráneo que cumple la función de almacén del mobiliario que se utiliza en los conciertos; esta estancia se ilumina a través de huecos rectangulares abiertos en cada uno de los frentes, salvo en el Oeste, donde hay una puerta de acceso, y en el Este, donde se halla la escalinata por la que se sube al estrado.

Hoy día, es habitual ver en él actuaciones de bandas musicales, especialmente los fines de semana de los meses de verano.

Localización: Plaza del Maestro Villa.


Retiro, Fuente de las Cuatro Sirenas

Fuente de las Cuatro Sirenas. Siglo XX (1900).

Nos alejamos unos metros en dirección Noroeste y nos detenemos en la Fuente de las Cuatro Sirenas, también conocida como de las Cuatro Gracias, de las Ninfas, de las Nereidas, o del Jarrón. Fue situada en este punto del parque por el que fuera Jardinero Mayor de El Retiro, Cecilio Rodríguez, en 1943, momento en que trazó este jardín de acceso por la Puerta de Hernani.

En ella, podemos contemplar cuatro figuras femeninas desnudas, de frente y de pie, e idénticas entre sí, que representan a cuatro sirenas de la mitología griega; todas ellas quedan dispuestas de manera que las 'piernas' de una se entrelazan con las de su lado, teniendo los pies y las manos forma de aletas. Entre las piernas, debajo de éstas, vemos cuatro cabezas de peces, o delfines, con dos caños cada uno de los que brota el agua. Sobre los brazos, doblados por encima de sus cabezas, está la taza superior de la fuente, de piedra caliza y unos 6,70 metros de perímetro, en cuyo centro se sitúa un surtidor en forma de pilar con cuatro cabezas de ángeles con caños en las bocas rematado por un ánfora que posee más conductos para que salga agua; ésta va cayendo a la taza, que en su parte externa está adornada con cuatro mascarones4 por donde cae el líquido al pilón inferior, de granito y de unos 20 metros de perímetro.

Localización: Entre la Puerta de Hernani y la Fuente de los Galápagos.


Retiro, Fuente del pequeño tritón

Fuente del pequeño tritón. Siglo XVIII (alrededor de 1750).

A su lado, a un nivel más bajo, se encuentra la Fuente del pequeño tritón5, que complementa a la de las Sirenas. Al igual que ésta, fue colocada por Cecilio Rodríguez en 1943, si bien se conoce que la fuente es de una antigüedad mayor, proviniendo quizás del siglo XVIII, ya que fue aquí traída desde la Real Posesión de la Casa de Campo. Hoy, la podemos ver en el centro de un pequeño jardín rectangular al que bordean tres escalones, dos mayores y uno más pequeño, de flores.

De carácter puramente ornamental, en ella se representa en bronce a un niño tritón con corona de laurel que sujeta entre sus manos un pez del que, de su boca abierta, brota fuertemente el agua. Ambas figuras se hallan sobre una taza también de bronce que sustentan dos peces, o delfines, habiendo desaparecido un tercero. Sobre ella, cae el líquido elemento hasta desembocar en el estanque inferior, de forma circular, rodeado por un bordillo de granito y de unos 2,90 metros de diámetro.

Localización: Frente a la Puerta de Hernani.


Retiro, Cara Sur del Monumento a Luis de Góngora

Cara Sur del Monumento a Luis de Góngora. Siglo XX (alrededor de 1927).

Al Oeste de la anterior Fuente del pequeño tritón, a medio camino de la Puerta de la Independencia, se encuentra la estela monumental Fábula de Polifemo y Galatea como Monumento a Luis de Góngora, quien escribió esta obra en el año 1612. El autor de la lápida monumental es el escultor Vicente Beltrán Grimal (Sueca, Valencia, 1896 - Valencia, 1963), quien tras presentarla al Concurso Nacional de Escultura de 1927, obtuvo con ella el Premio Góngora.

El monumento, de planta rectangular y unas dimensiones de 2,50 metros de alto, 1,50 metros de ancho y 0,80 metros de fondo, está construido en piedra caliza y levantado sobre una base de granito. Sus dos laterales mayores son curvos y en ellos aparecen sendas estrofas de la Fábula de Polifemo y Galatea junto a escenas relacionadas con las mismas.

En el lateral que da hacia el interior del Parque de El Retiro, vemos, en su parte superior, dentro de un fondo paisajístico representando a la montaña y al mar, a Polifemo desnudo y tocando el albogue6, mientras en la inferior, podemos leer la estrofa 12: "CERA Y CAÑAMO UNIO QUE NO DEBIERA / CIEN CAÑAS CUYO BARBARO RUIDO / DE MÁS ECOS QUE UNIO CAÑAMO Y CERA / ALBOGUE ES DURAMENTE REPETIDO / LA SELVA SE CONFUNDE EL MAR SE ALTERA / ROMPE TRITÓN SU CARACOL TORCIDO / SORDO HUYE EL BAJEL A VELA Y REMO / TAL LA MÚSICA ES DE POLIFEMO".

Retiro, Cara Norte del Monumento a Luis de Góngora

Cara Norte del Monumento a Luis de Góngora.

En el lateral opuesto, vuelto hacia la Calle de Alcalá, la imagen superior es la de Polifemo desnudo, arrodillado y sujetándose a un laurel, mientras mira a Galatea, igualmente desnuda y tumbada sobre una fuente. La estrofa inscrita en este caso es la número 23, junto a la segunda mitad de la 24: "LA FUGITIVA NINFA EN TANTO DONDE / HURTA UN LAUREL SU TRONCO AL SOL ARDIENTE / TANTOS JAZMINES CUANTA YERBA ESCONDE / LA NIEVE DE SUS MIEMBROS DA A UNA FUENTE / DULCE SE QUEJA DULCE SE RESPONDE / UN RUISEÑOR A OTRO Y DULCEMENTE / AL SUEÑO DA SUS OJOS LA ARMONÍA / POR NO ABRASAR CON TRES SOLES EL DÍA / (estrofa 24) LLEGO ACIS Y DE AMBAS LUCES BELLAS / DULCE OCCIDENTE VIENDO AL SUEÑO BLANDO / SU BOCA DIO Y SUS OJOS CUANTO PUDO / AL SONORO CRISTAL AL CRISTAL MUDO".

Luis de Góngora y Argote (Córdoba, 1561 - 1627) fue un destacado poeta y dramaturgo en lengua castellana durante el Siglo de Oro7 español y principal miembro de la corriente literaria conocida como culteranismo8.

La Fábula de Polifemo y Galatea en la que se basa este Monumento a Góngora, y sobre el que alguna fuente apunta que comparte dicho homenaje con un Monumento al amor, no es sino el relato de un fracaso amoroso, el del cíclope13 Polifemo con la ninfa Galatea. Esta obra pertenece a los conocidos como poemas mayores, de los cuales surgió el culteranismo y que, en su época, le ocasionaron muchos problemas al autor por la complejidad de sus textos, siendo insultado como culterano14 al escribir de manera poco clara, utilizando una sintaxis y vocabulario latinos, abusando de hipérbatones15 y refiriéndose a elementos de los más comunes mediante alusiones16.

Localización: Entre la Puerta de la Independencia y la Puerta de Hernani.


Retiro, Puerta de Hernani

Puerta de Hernani. Siglo XX (1943).

Y llegamos a uno de los accesos del parque, la Puerta de Hernani, que cierra la prolongación del Paseo del Salón del Estanque con la Calle de Alcalá y la de Lagasca. Se encuentra emplazada en el mismo lugar en el que antes hubo otra de servicio que fue diseñada totalmente en metal en 1888 por el arquitecto José Urioste y Velada. Ésta sería rehecha por completo por Cecilio Rodríguez para conseguir dotar esta entrada de una mayor monumentalidad. Se cree que el nombre de Hernani se deba a su localización, al lado de la Calle O'Donnell y muy cerca de la estatua ecuestre del General Espartero, ambos personajes vinculados a la llamada "Sublevación de Hernani17".

El conjunto queda organizado en tres partes: por un lado, la puerta en sí, en el centro, y por otro lado, dos pabellones de portería, uno en cada extremo exento de la verja, que antaño pudieron cumplir una función de antiguo paso natural desde el Barrio de Salamanca, en el que se halla, hacia el parque (hoy no sería posible ya que no existe paso de peatones en este lugar, así como por la anchura de la vía).

La puerta consta de tres vanos cerrados por una doble puerta de hierro, siendo mayor el del medio, que quedan unidos entre sí por un dintel18 de idéntico material que se apoya en cuatro grandes pilares de sillares20 de piedra que coronan sendos jarrones también pétreos. La verja continúa a partir de los pilares de los laterales y se curva con el fin de salvar el retranqueo de su línea y recoger los pabellones hacia el interior; éstos tienen accesos en el frente transversal al eje de la puerta y cuentan con pequeños huecos de forma rectangular en las tres fachadas restantes.

Localización: Calle Alcalá, 62, frente a la Iglesia de San Manuel y San Benito.


Retiro, Puerta de Lagasca

Puerta de Lagasca.

El otro acceso, en este caso de servicio, que nos lleva directamente a la Zona de Recreo es la Puerta de Lagasca, llamada así por desembocar en ella la calle del mismo nombre y dedicada a Mariano Lagasca (Encinacorba, Zaragoza, 4 de octubre de 1776 - Barcelona, 23 de junio de 1839), un importante botánico español que, tras la Guerra de la Independencia Española (1808-1814), llegó a convertirse en director del Real Jardín Botánico de Madrid.

Realizada en forja, está compuesta de cuatro hojas, siendo la parte inferior placas metálicas con un sencillo adorno dorado y la superior rejas que acaban rematadas con lo que parecen ser puntas de lanzas.

Localización: Calle Alcalá, a la altura del inicio de la Calle Lagasca.


Retiro, Fuente de la Salud

Fuente de la Salud. Siglo XIX (1817).

Avanzamos en nuestro camino hasta llegar a la Fuente y la Casa de la Salud, uno de los caprichos que mandó realizar Fernando VII en esta zona de El Retiro y que ha llegado a nuestros días. Si bien la construcción de esos caprichos comenzó alrededor de 1817, se conoce que este manantial existía ya en el año 1788, a cuyas aguas se atribuían propiedades medicinales para el riñón y el estómago, por lo que el lugar siempre estaba lleno de gente. Esto se tuvo en consideración cuando se llevó a cabo el proyecto de Fernando VII, de modo que a la hora de hacer este capricho, se crearon dos fuentes murales que se abastecían con mismo depósito, una de ellas sería privada, mientras que la otra sería pública. Fue precisamente esta fama de sus aguas lo que hizo que hacia 1870, después de que el Parque de El Retiro fuera cedido al Ayuntamiento de Madrid, se instalara un quiosco público al lado de la fuente, así como el establecimiento hotelero de la Casa de Vacas, lugar de reunión en primavera de diferentes clases sociales. Será en 1905 cuando la fuente quede incluida dentro de la Zona de Recreo.

Retiro, Casa de la Salud

Casa de la Salud.

Por lo que respecta a la Casa de la Salud, desde finales del siglo XIX aparece aumentada en planta en la cartografía, por lo que quedaba así transformada tanto en su composición como en su distribución. Originalmente, constaba de dos estancias cuadradas y otros dos cuartos más pequeños, comunicados por el exterior y careciendo de corredores intermedios; en cuanto a su fachada principal, ésta era simétrica y contaba con dos accesos a su interior.

Así pues, el conjunto guarda la esencia de su sencillez original, pero muy alterada por las modificaciones posteriores (la ampliación realizada, la apertura de huecos, la pérdida de elementos...). Sigue habiendo dos fuentes murales opuestas entre sí que se abastecen de un solo depósito y las casas: una privada, que era la de uso real y que da a la Calle Alcalá, y otra pública, más sencilla y que mira hacia el lado del Estanque Grande. La parte real tiene una imagen rústica, aunque se puede diferenciar su construcción y composición, estando la fuente al Este con la casa, de planta rectangular y de un solo nivel, adosada a ella; su fachada está encalada y el tejado se cubre con tejas de cerámica. Hoy día, el frente principal de la casa ha perdido su simetría original, desarrollándose hacia el Oeste, perdiendo uno de los accesos, que se ha transformado en ventana, y habiéndose abierto otro hueco más pequeño entre ambos.

Retiro, Fuente pública de la Salud

Fuente pública de la Salud.

Por su parte, la fuente real, con unas medidas aproximadas de 2,00 x 4,50 x 3,60 metros, fue construida con ladrillo y mampostería21 en su parte externa, estando el pilón encastrado23, al cual se accede por una escalinata de tres peldaños que lo rodea. Estaba cubierta por enredadera de hiedra, actualmente perdida, la cual le daba un aspecto más romántico y misterioso, típico de la época en que fue construida. Adosada a ella está la fuente pública, que queda incluida en un volumen trapezoidal24; está compuesta por un nicho25 en arco de medio punto26, de alrededor de 1,50 metros de alto por 0,75 de ancho, que recoge un peldaño y un vaso de granito, una placa cuadrada de piedra de la que sale el caño y, sobre ésta, una lápida rectangular que antaño pudo contar con una inscripción, pero que hoy, de ser así, resulta ilegible.

Localización: Cerca de la verja que cierra el parque por su lado Norte, entre las puertas de Hernani y de Madrid.


Retiro, Monumento a Antonio Mingote

Monumento a Antonio Mingote. Siglo XXI (2014).

El Monumento a Antonio Mingote, situado entre la Puerta de Hernani y el Quiosco de Música, se inauguró el 9 de octubre de 2014 en una ceremonia a la que, entre otros invitados, asistieron su viuda María Isabel Vigiola Blanco, la entonces alcaldesa de Madrid, Ana María Botella Serrano, y los dos anteriores alcaldes madrileños, Alberto Ruiz-Gallardón y José María Álvarez del Manzano. La autora del monumento es la escultora Alicia Huertas (Madrid, 1969), ganadora con su proyecto del concurso convocado a mediados de 2013 con objeto de levantar un memorial en honor al ilustre escritor y dibujante en el Parque de El Retiro.

La escultura, realizada en bronce con una terminación similar a la del modelado en arcilla y situada sobre una base de piedra, consiste en un busto de medio cuerpo de Mingote levantado sobre un pedestal de bronce en el que se difumina su cuerpo y en el que queda reflejada parte de su vida y de su obra artística. La escultora ha representado al artista con una imagen ya madura, de aspecto afable y con los brazos semicruzados, mientras sostiene con su mano derecha un lápiz como si estuviera trabajando en un nuevo dibujo. En la parte frontal del pedestal, aparece tallada la imagen de la esposa de Mingote entre dibujos característicos de la obra del dibujante y una caricatura de él mismo de cuya boca abierta escapa un corazón. En este lateral, es el único que cuenta con un doble escalón, en los que aparece el nombre de la autora, en el primero, "escultora A. Huertas", y el del homenajeado, en el segundo, "A. Mingote". En los otros tres lados del pedestal, vemos igualmente otras viñetas y textos con escenas y personajes muy utilizados por el artista en su dilatada carrera. Como podemos leer a la propia escultora en (https://esculturasretiro.wordpress.com/2015/09/10/monumento-a-antonio-mingote/):

"He querido plasmar de cintura para arriba su Retrato, con su alma reflejada en su mirada, nos muestra con gesto amable y lápiz en mano el trabajo del día, mientras que a modo de piernas, caminar diario por el Retiro, los collage con sus viñetas interpretan cuatro de sus temas preferidos, EL AMOR, LA CULTURA, LA DESPEDIDA. (MINGOTE VIVO).".

Retiro, Pedestal del Monumento a Antonio Mingote por su cara Sur

Pedestal del Monumento a Antonio Mingote por su cara Sur.

Ángel Antonio Mingote Barrachina (Sitges, Barcelona, 1919 - Madrid, 2012), conocido como Antonio Mingote, fue un famoso dibujante, escritor y periodista español nombrado miembro de la Real Academia Española en 1987. Aunque escribió varias novelas, como "Las Palmeras de Cartón", en 1948, "Los revólveres hablan de sus cosas", en 1953, o "Adelita en el Desván", en 1991, la obra de teatro "El oso y el madrileño", de 1973, el guión de la exitosa serie de televisión "Este de negro", además de varios cuentos, su mayor proyección procede de su faceta de humorista gráfico. Colaboró con numerosos medios escritos, llegando a publicarse algunas de sus viñetas, traducidas, en medios como The New York Times o The Daily Telegraph, destacando sobre todo su trayectoria en la revista La Codorniz, publicada entre 1941 y 1978, en donde comenzó a trabajar en 1946, y con el diario ABC, con el que mantendría una relación ininterrumpida desde el año 1953 hasta su muerte. Dentro de su faceta como dibujante, publicó varios libros de temática histórica tratada humorísticamente, como "Historia de la gente", en 1955 y 1984, "Historia de Madrid", en 1961, "Historia del traje", en 1963, "Hombre solo, hombre tranquilo", en 1976, "5 años de Madrid", en 1978, y "El mus: historia, reglamento, técnica, vocabulario", en 1980. Igualmente, realizó escenografías27 y figurines28 para el teatro, pintó cuadros e hizo murales para diferentes rincones madrileños, como éste de Expometro Retiro. En el año 2004, publicó un libro en el que se recogían algunos de sus mejores dibujos.

A lo largo de su fructífera carrera, fue galardonado con numerosos premios y varios doctorados "honoris causa", destacando quizás por su peculiaridad el nombramiento de "alcalde honorario del Retiro" que, en 1982, el alcalde de Madrid Enrique Tierno Galván le otorgó tras enterarse de la respuesta que Antonio Mingote dio a la pregunta que un periodista le hizo sobre sus aspiraciones políticas: sólo quería ser algo que no existía, "Alcalde del Retiro".

Localización: Entre la Puerta de Hernani y el Quiosco de la Música.


Retiro, Plaza de Galicia

Vieira de la Plaza de Galicia.

Desandamos lo andado y nos detenemos en la Plaza de Galicia, donde veremos varios elementos de interés. Aquí se levantó en tiempos de Fernando VII uno de sus caprichos, la llamada Casita del Pobre y del Rico. Sus muros estaban revestidos de piedras y troncos de madera y constaba de dos plantas: en la inferior, se hallaba instalada la casa del pobre, de carácter muy humilde, mientras que en la superior, mucho más lujosa que la anterior, estaba la casa de rico, llena de muebles y refinadamente decorada. Tanto en una como en otra, era posible ver unos autómatas29 que, movidos por mecanismos de relojería, representaban, unos, a una familia de indianos30 que acababan de llegar de Cuba (los ricos), y otros, a los siervos que se habían traído con ellos desde la isla (los pobres). Por desgracia, fue derribada en el año 1963, si bien nos podremos hacer una idea de cómo era contemplando la Casa de la Vieja que se halla en el Parque de El Capricho.

Retiro, Réplica del cruceiro de la Plaza del Obradoiro en Santiago de Compostela

Réplica del cruceiro de la Plaza del Obradoiro en Santiago de Compostela. Siglo XX (1980).

Por un lado, tenemos el Cruceiro que se alza en el centro, ubicado sobre un montículo que, en un principio, estuvo cubierto de vegetación y que ahora aparece enlosado. Se trata de una réplica del cruceiro que existe en la Plaza del Obradoiro, en Santiago de Compostela, por lo que es de inspiración románica. En él, aparece Cristo coronado con carácter hierático31, teniendo las piernas y los brazos extendidos. El pilar sobre el que se levanta es de planta cuadrada, mientras que el capitel, también de apariencia románica, es muy sencillo. Todo ello queda sustentado por un pedestal que se sitúa sobre una plataforma en el montículo en la que, formando una cruz, quedan representados los cuatro escudos de las provincias gallegas rodeando el monumento.

Además, al lado del Cruceiro, se halla una plataforma de piedra artificial y elevada sobre el terreno que, con su planta asimétrica y lobulada, simula ser una vieira32. Frente a ella, y del mismo material, hay cinco bancos con asientos casi a ras del suelo y con respaldos en cuya parte central muestran, cada uno de ellos, los escudos coronados de las provincias gallegas y el de Madrid.

Localización: Plaza de Galicia.


Retiro, Monumento a los Hermanos Álvarez Quintero

Monumento a los Hermanos Álvarez Quintero. Siglo XX (1934).

A unos metros, cerca del Paseo de Bolivia, se encuentra uno de los grupos escultóricos más bellos del Parque de El Retiro. Se trata del Monumento a los Hermanos Álvarez Quintero, Serafín y Joaquín, una completa evocación de Andalucía y, más concretamente, de Sevilla. Éste fue encargado al escultor Lorenzo Coullaut Valera, sin embargo, falleció sin concluirlo en 1932, por lo que hubo de ser terminado por su hijo, Federico, que trabajó especialmente en el jinete de bronce. Finalmente, pudo ser inaugurado el 2 de diciembre de 1934, estando presentes en el acto los entonces alcaldes de Madrid y Sevilla Rafael Salazar Alonso e Isacio Contreras Rodríguez, respectivamente; los homenajeados, en cambio, no acudieron, por lo que la actriz Concha Catalá leyó unas cuartillas en su nombre. Por su parte, la lápida fue realizada por el escultor Juan de los Ríos Quintero, primo de los escritores.

Serafín Álvarez Quintero (Utrera, Sevilla, 26 de marzo de 1871 - Madrid, 12 de abril de 1938) y Joaquín Álvarez Quintero (Utrera, 20 de enero de 1873 - Madrid, 14 de junio de 1944) fueron dos hermanos comediógrafos34 que, debido a que realizaron juntos casi todas sus obras, llegaron a ser más conocidos como Hermanos Álvarez Quintero. Tras asentarse en Sevilla, fueron durante bastante tiempo trabajadores de Hacienda, a la par que colaboraban en distintas publicaciones, como "El Diablo Cojuelo", lo cual les daría pie para que, poco a poco, comenzaran a dedicarse por entero al teatro. Así, debutaron como autores en 1888 en el Teatro Cervantes de Sevilla con la obra "Esgrima y amor". El éxito que tuvieron fue todo un impulso para que decidieran viajar a Madrid, estrenando, a partir del año siguiente, varios sainetes35 y comedias, como "Blancas y negras", en 1892, "La buena sombra", en 1895, o "El traje de luces", en 1898, entre otros. El primer gran éxito les llegaría en 1897 con la obra "El ojito derecho", al que le siguieron otros muchos de corte costumbrista36 y más recordados, como "El genio alegre", de 1906, "Malvaloca", de 1912, o "Mariquilla Terremoto", de 1930, por citar sólo algunos. Nombrados hijos predilectos de Utrera y de Sevilla, así como hijos adoptivos de Málaga y Zaragoza, ambos fueron, asimismo, miembros de la Real Academia de la Lengua Española. Sus restos se hallan en Madrid, en el cementerio de San Justo.

Estamos ante una sublime composición no sólo escultórica, sino también arquitectónica, que configura una plaza circular en la que se circunscribe el banco corrido del conjunto, cuyo centro queda interrumpido por el triple hueco que se alza en serliana37 sobre un plinto38, entre columnas jónicas dobles. El hueco central es un gran arco de notable tamaño que se nos presenta como un balcón que apoya en los dos ejes intermedios. Por su parte, los huecos laterales son adintelados, quedando coronados por piñas los soportes extremos. En éstos, hay sendos jarrones ornamentales, mientras que en el centro, con su mano derecha apoyada en la baranda del balcón y la izquierda en la cintura, y cubierta por un mantón, se asoma una figura femenina de elegante porte. Su autor es Lorenzo Coullaut Valera, firma que podemos ver en la inscripción que está a los pies de la mujer.

Retiro, Hombre a caballo en el lado Norte del Monumento a los Hermanos Álvarez Quintero

Hombre andaluz a caballo en el lado Norte del Monumento a los Hermanos Álvarez Quintero cortejando a la dama, igualmente andaluza, que vemos asomada al balcón en la fotografía anterior.

Detrás de esta composición, al otro lado del balcón, por así decirlo, se halla la figura en bronce de un hombre a caballo sobre un pedestal macizo; viste ropajes típicos andaluces, si bien el sombrero lo porta en la mano izquierda, como queriendo cortejar a la mujer. En la base, se puede leer "CODINA HERMANOS / FUNDIDORES-MADRID", mientras que la firma de los escultores está en el pedestal del monumento, debajo de la pata delantera del caballo: "LORENZO COULLAUT VALERA / FEDERICO COULLAUT VALERA".

De vuelta al hueco central, en el medio, en la parte inferior, veremos en el lado que da al interior de la plaza una lápida conmemorativa en la que se ha representado el busto en relieve de los Hermanos Álvarez Quintero, bajo los cuales se halla una inscripción que dice "A / SERAFÍN Y JOAQUÍN ÁLVAREZ QUINTERO / EL PUEBLO DE MADRID / CON LA COLABORACIÓN / Y HOMENAJE DE ESPAÑA ENTERA".

Cuenta el conjunto, además, con una lámina de agua detrás del monumento, de planta orgánica y con el bordillo hecho a base de ladrillo a sardinel39. Asimismo, en el centro de la plaza que configura el monumento, hay una fuente de doble vaso que cuenta con un surtidor central; en ella, el estanque es circular, mientras que la taza inferior es de forma estrellada y tiene unas dimensiones mayores a las de la taza superior, siendo ésta, como el estanque, circular.

Localización: Cerca del Paseo de Bolivia.


Retiro, Fuente con escudo de Madrid

Fuente con escudo de Madrid. Siglo XVIII (alrededor de 1750).

Junto al Monumento a los Hermanos Álvarez Quintero, y al Este del mismo, se encuentra la Fuente con escudo de Madrid, una pieza escultórica realizada aproximadamente en 1750 y de origen desconocido de la que se estima que podría haber sido el remate de otro grupo escultórico, o el escudo de alguna antigua edificación madrileña ya desaparecida de carácter municipal.

La fuente, con unas dimensiones de 0,40 metros de alto, 0,30 de ancho y 0,35 de fondo, está formada por un pilar con un único caño sobre el que se halla un ornamentado y barroco escudo en cuyo interior, enmarcado éste entre roleos40, se hallan tres de los cuatro elementos característicos del escudo madrileño, como son el oso, el madroño y las estrellas; faltaría el cuarto, la corona real, además de una de las siete estrellas con que la Osa Menor, o Carro, se representa en el escudo de Madrid. El agua se vierte sobre un vaso de planta semiesférica realizado en granito.

En el año 1994, y dentro de las intervenciones llevadas a cabo en el parque bajo el Plan de Actuación del Retiro, la fuente fue restaurada por el arquitecto Heliodoro Martín Artola.

Localización: Cerca del Paseo de Bolivia.


Retiro, Monumento a Ruperto Chapí

Monumento a Ruperto Chapí. Siglo XX (1917 - 1921).

Al Este del Paseo de Coches y lindante con el mismo, entre los paseos de Colombia y Bolivia, se encuentra el Monumento a Ruperto Chapí, inaugurado en el año 1921 y levantado tras la iniciativa presentada al Ayuntamiento madrileño por la Sociedad de Autores Españoles para la construcción en el Parque de El Retiro, costeada por suscripción popular, de una obra en honor del exitoso compositor. El monumento, del que se conserva un boceto en el Museo de Arte de Tarragona, fue proyectado en 1917, poco antes de morir, por el escultor Julio Alberto, de nombre real Antonio Rodríguez Hernández (Mora de Ebro, Tarragona, 1889 - Madrid, 1919), quien cobró 20.000 pesetas por la obra. Julio Alberto diseñó un conjunto en el que la figura del homenajeado, centrada horizontalmente en el monumento, se encuentra un tanto idealizada a semejanza de las clásicas representaciones de dioses o héroes. El maestro Chapí se ha representado de cuerpo entero, semidesnudo y cubierto por un manto delante de una alegoría58 de la Música, personificada ésta en la figura de cuerpo entero de una mujer tocada con las clásicas mantilla y peineta española, y que presenta con su mano izquierda al artista, mientras con la derecha sostiene contra su cuerpo una representación de la Victoria de Samotracia.

El monumento, con unas dimensiones de 6,20 metros de ancho, 5,60 de alto y 2,45 de fondo, tiene una planta en T en donde su trazo central está ocupado por las esculturas, mientras que sobre el de remate se extiende la galería de pilares de orden jónico que sostienen un entablamento compuesto de arquitrabe, cornisa y un friso con la inscripción: "A-RVPERTO-CHAPÍ-LA-SOCIEDAD-DE-AVTORES-ESPAÑOLES". Aunque en un principio el escultor había dispuesto que todo el monumento se construyera en granito, la Sociedad de Autores decidió sustituirlo en las estatuas tras la sugerencia de la Real Academia de Bellas Artes de levantar éstas con un material menos ligero como el bronce, siendo el escultor Eduardo Capa Sacristán (Coca, Segovia, 1919 - Arganda del Rey, Madrid, 2013) el encargado de realizar, respetando el diseño anterior, los moldes de las mismas para su posterior fundición por la empresa madrileña Mir y Ferrero.

Ruperto Chapí Lorente (Villena, Alicante, 1851 - Madrid, 1909) fue un brillante y exitoso compositor de zarzuelas59, autor, entre otros muchos éxitos, de obras como "La Tempestad", en 1882, "El tambor de granaderos", en 1894, o "La Revoltosa", en 1897, en el género grande60; y "El guerrillero" y "Los quintos de mi pueblo", en 1885, o "Las bravías", en 1896, en el género chico61. Además de componer zarzuelas y escribir música de cámara, sinfónica y poemas sinfónicos, fue profesor del célebre compositor español Manuel de Falla y Matheu (Cádiz, 1876 - Alta Gracia, Argentina, 1946), y fundador, en 1893, de la Sociedad General de Autores y Escritores.

Localización: Paseo de Coches, entre los Paseos de Colombia y Bolivia.


Retiro, Monumento a Fray Pedro Ponce de León

Monumento a Fray Pedro Ponce de León. Siglo XX (1920 - 1925).

En 1836, bajo el reinado de Isabel II (1830-1904), se tuvo la primera idea de construir un Monumento a Fray Pedro Ponce de León, pero no fue hasta el 6 de junio de 1920 cuando finalmente éste es inaugurado, tras haber sido patrocinado por la Asociación de Sordomudos de Madrid. No obstante, el monumento aún se encontraba incompleto, ya que consistía solamente en un pedestal de tres cuerpos, sin la escultura en honor a Fray Ponce, y ornamentado solamente con las siguientes dos lápidas de travertino62 situadas sobre el cuerpo superior:
- Una, colocada actualmente bajo los pies del homenajeado, con la inscripción: "Á / FRAY PEDRO PONCE DE LEÓN / * 1520. + 1584. / INVENTOR DEL MÉTODO ORAL PURO / PARA ENSEÑAR Á HABLAR, LEER, ESCRIBIR / Y CONTAR Á LOS SORDOMUDOS / LA ASOCIACIÓN DE SORDOMUDOS / DE MADRID / LE DEDICA ESTE MONUMENTO / EN SU IV CENTENARIO / 6 DE JUNIO DE 1920".
- Y otra, ubicada bajo la espalda Fray Pedro, en donde se rinde homenaje a Juan Pablo Bonet con la leyenda: "Á / JUAN PABLO BONET / * 1620 / INVENTOR DEL LIBRO TITULADO / REDUCCIÓN DE LAS LETRAS / Y ARTE PARA HABLAR Á LOS MUDOS / LA ASOCIACIÓN DE SORDOMUDOS / DE MADRID / LE DEDICA ESTA LAPIDA / EN SU III CENTENARIO / 6 DE JUNIO DE 1920".

Hubo que esperar hasta 1925 para ver instalada sobre el pedestal la escultura de Ponce de León que diseñó el escultor Manuel Iglesias Recio (Villares de la Reina, Salamanca, 1880 - ¿?) y que realizó J. Samper.

El monumento, construido en granito con unas dimensiones de 2,70 metros de alto y 1,35 de diámetro, y situado junto a la Plaza de Costa Rica y el Paseo del Perú, al Oeste del Paseo de Coches y cerca de la Puerta de Madrid, está formado por un pedestal sobre el que se yergue la figura del monje benedictino representado sentado e instruyendo, con su mano derecha, al niño sordomudo situado a su izquierda, mientras amigablemente lo sujeta con la izquierda por su hombro derecho. A la izquierda de la base sobre la que se asientan las dos figuras anteriores, se encuentra la inscripción "ESCULTOR / M. IGLESIAS RECIO / 1925", y a la derecha esta otra "EJECUTÓ / J. SAMPER".

Fray Ponce de León fue un monje de la Orden Benedictina nacido a principios del siglo XVI (en 1508, según algunas fuentes, y en 1520, según otras) en Sahagún (León) y que murió en 1584. Mientras se encontraba en el Monasterio de Oña, en Burgos, tuvo que encargarse de la educación de varios niños sordomudos a los que logró hacer hablar y leer mediante un alfabeto manual de su invención, con el que se representaban los sonidos con lo dedos. Fray Ponce de León está considerado por algunos como el primer paso en la creación de la posteriormente conocida como Escuela Española de Sordomudos.

Juan de Pablo Bonet (El Castellar63, Zaragoza, 1573 - Madrid, 1633) fue un pedagogo autor de la "Reduction de las letras y Arte de enseñar á ablar los Mudos", el primer tratado sobre fonética64 y logopedia65 de la Edad Moderna (1492-1789), y al que algunas fuentes consideran una trascripción por escrito del método de Fray Ponce de León, mientras que para otras es una obra propia muy diferente de la de éste.

Localización: Paseo del Perú, junto a la Plaza de Costa Rica.


Lourdes Morales Farfán es Licenciada en Periodismo por la Universidad Rey Juan Carlos. ↑


* * *

GLOSARIO

- 1 Consistorio: En algunas ciudades y villas principales de España, ayuntamiento o cabildo secular.
- 2 Cercha: Cada una de las piezas de tabla aserradas que forman segmentos de círculo, con las cuales, encoladas unas con otras, se forma el aro de una mesa redonda, un arco, o cosas semejantes. // Regla flexible de madera para medir superficies curvas. // Cimbra. // Armazón que sostiene un arco.
- 3 Agua: Vertiente de un tejado.
- 4 Mascarón: Cara disforme o fantástica que se usa como adorno en ciertas obras de arquitectura.
- 5 Tritón: Cada una de ciertas deidades marinas a que se atribuía figura de hombre desde la cabeza hasta la cintura, y de pez el resto.
- 6 Albogue: Especie de flauta simple y rústica, o doble y de mayor complejidad de forma, generalmente de madera, caña o cuerno, propia de juglares y pastores.
- 7 Siglo de Oro: Período de apogeo cultural español que abarca los siglos XVI y XVII.
- 8 Culteranismo: Estilo literario del Barroco español caracterizado por la abundancia de cultismos9 y neologismos10, así como por un lenguaje metafórico11 y una sintaxis12 compleja.
- 9 Cultismo: Palabra culta, generalmente de origen grecolatino, usada en la lengua intelectual, literaria y científica. // Vocablo procedente de una lengua clásica que se toma en préstamo en una lengua moderna y no pasa por las transformaciones fonéticas propias de las voces populares o patrimoniales. // Construcción o acepción propias y privativas de una lengua clásica y recreadas en una lengua moderna, casi siempre con fines expresivos.
- 10 Neologismo: Vocablo, acepción o giro nuevo en una lengua.
- 11 Metáfora: Traslación del sentido recto de una voz a otro figurado, en virtud de una comparación tácita, como en las perlas del rocío, la primavera de la vida o refrenar las pasiones.
- 12 Sintaxis: Parte de la gramática que estudia el modo en que se combinan las palabras y los grupos que estas forman para expresar significados, así como las relaciones que se establecen entre todas esas unidades.
- 13 Cíclope: En la mitología grecorromana, gigante con un solo ojo, en el centro de la frente.
- 14 Culterano: Perteneciente o relativo al culteranismo. // Dicho de un escritor: Que practica el culteranismo.
- 15 Hipérbaton: Alteración del orden que las palabras tienen habitualmente en el discurso, como en 'por mi mano plantado tengo un huerto'.
- 16 Alusión: Evocación de alguien o algo no mencionados por medio de una referencia cultural, histórica, mitológica, etc., como en 'el mentido robador de Europa' por 'el toro'.
- 17 Sublevación de Hernani: Tuvo lugar durante la I Guerra Carlista (1833-1840), conflicto bélico sucedido a la muerte de Fernando VII entre los partidarios del Infante Carlos María Isidro de Borbón (carlistas), Fernando VII y los de la hija del difunto rey, la reina Isabel II (isabelinos o cristinos, como también eran llamados por el apoyo a su madre, la regente María Cristina de Borbón). En el año 1837 y con el grado de brigadier, O'Donnell, del lado "cristino", contribuyó a apaciguar la sublevación que se llevó a cabo en Hernani. Por su parte, el general Baldomero Espartero, también del lado isabelino, dirigió desde San Sebastián la línea de Hernani. En mayo de 1837, emite en esa ciudad las circulares por las que se compromete a perdonar a los sublevados y conservar los fueros.
- 18 Dintel: Pieza horizontal superior de puertas, ventanas y otros huecos, apoyada en sus extremos sobre las jambas19 y destinada a soportar cargas.
- 19 Jamba: Cada una de las dos piezas que, dispuestas verticalmente en los dos lados de una puerta o ventana, sostienen el dintel o el arco de ella.
- 20 Sillar: Piedra labrada, por lo común en forma de paralelepípedo rectángulo, que forma parte de un muro de sillería.
- 21 Mampostería: Obra hecha con mampuestos22 colocados y ajustados unos con otros sin sujeción a determinado orden de hiladas o tamaños.
- 22 Mampuesto: Piedra sin labrar que se puede colocar en obra con la mano.
- 23 Encastrar: Encajar, empotrar
- 24 Trapezoide: Cuadrilátero irregular que no tiene ningún lado paralelo a otro.
- 25 Nicho: Concavidad en el espesor de un muro, para colocar en ella una estatua, un jarrón u otra cosa.
- 26 Arco de medio punto: Arco que consta de una semicircunferencia.
- 27 Escenografía: Arte de diseñar o realizar decorados para el teatro, el cine o la televisión. // Conjunto de decorados de una representación teatral, de una película o de un programa de televisión.
- 28 Figurín: Dibujo o modelo pequeño para los trajes y adornos de moda.
- 29 Autómata: Instrumento o aparato que encierra dentro de sí el mecanismo que le imprime determinados movimientos. // Máquina que imita la figura y los movimientos de un ser animado.
- 30 Indiano: En este caso: Dicho de una persona: Que vuelve rica de América.
- 31 Hierático: Dicho de un estilo o de un ademán: Que tiene o afecta solemnidad extrema, aunque sea en cosas no sagradas. // Dicho de la escultura y la pintura religiosas: Que reproduce formas tradicionales.
- 32 Vieira: Molusco comestible, muy común en los mares de Galicia, y cuya concha, formada por una valva33 plana y otra muy convexa, es la insignia de los peregrinos de Santiago. // Concha.
- 33 Valva: Cada una de las piezas duras y movibles que constituyen la concha de los moluscos lamelibranquios y de otros invertebrados.
- 34 Comediógrafo: Autor de comedias.
- 35 Sainete: Obra teatral en uno o más actos, frecuentemente cómica, de ambiente y personajes populares, que se representa como función independiente. // Pieza dramática en un acto, de carácter popular y burlesco, que se representaba como intermedio o al final de una función.
- 36 Costumbrismo: En las obras literarias y pictóricas, atención que se presta al retrato de las costumbres típicas de un país o región.
- 37 Serliana: Se trata de un recurso arquitectónico muy usado durante el período del Renacimiento y, más adelante, en el Neoclásico, y que consiste en combinar arcos de medio punto con vanos adintelados.
- 38 Plinto: Parte cuadrada inferior de la basa de una columna.
- 39 Sardinel: Obra de albañilería hecha con los ladrillos colocados de canto, en posición vertical, adosados por sus caras.
- 40 Roleo: Voluta41 de capitel.
- 41 Voluta: Adorno en forma de espiral o caracol, que se coloca en los capiteles de los órdenes jónico42 y compuesto53.
- 42 Orden jónico: Orden que tiene la columna de unos nueve módulos43 o diámetros de altura, el capitel, adornado con grandes volutas, y dentículos44 en la cornisa45.
- 43 Módulo: Medida que se usa para las proporciones de los cuerpos arquitectónicos. En la antigua Roma, era el semidiámetro del fuste en su parte inferior.
- 44 Dentículo: Cada uno de los adornos con forma de paralelepípedo rectángulo que, formando fila, se colocan en la parte superior del friso del orden jónico y en algunos otros miembros arquitectónicos.
- 45 Cornisa: Parte superior del entablamento46 de un pedestal, edificio o habitación.
- 46 Entablamento: Conjunto de molduras que corona un edificio o un orden de arquitectura y que ordinariamente se compone de arquitrabe47, friso48 y cornisa.
- 47 Arquitrabe: Parte inferior del entablamento, la cual descansa inmediatamente sobre el capitel de la columna.
- 48 Friso: Parte del entablamento en los órdenes clásicos que media entre el arquitrabe y la cornisa, en ocasiones ornamentado de triglifos49, metopas52 u otros elementos.
- 49 Triglifo: Adorno del friso dórico50 que tiene forma de rectángulo saliente y está surcado por dos glifos51 centrales y medio glifo a cada lado.
- 50 Orden dórico: Orden que tiene la columna de ocho módulos o diámetros a lo más de altura, el capitel sencillo y el friso adornado con metopas y triglifos.
- 51 Glifo: Canal vertical poco profundo que decora el frente de los triglifos en los órdenes clásicos.
- 52 Metopa: En el friso dórico, espacio que media entre triglifo y triglifo.
- 53 Orden compuesto: Orden que en el capitel de sus columnas reúne las volutas del jónico con las dos filas de hojas de acanto54 del corintio55, guarda las proporciones de este para lo demás y lleva en la cornisa dentículos y modillones58 sencillos.
- 54 Acanto: Ornato hecho a imitación de las hojas del acanto, característico del capitel del orden corintio.
- 55 Orden corintio: orden que tiene la columna de unos diez módulos o diámetros de altura, el capitel adornado con hojas de acanto y caulículos56, y la cornisa con modillones.
- 56 Caulículo: Cada uno de los vástagos o tallos que nacen del interior de las hojas de acanto del capitel corintio y se vuelven en espiral bajo el ábaco57.
- 57 Ábaco: Conjunto de molduras, generalmente en forma de dado, que corona el capitel y tiene la función de recibir directamente la carga del arquitrabe.
- 58 Modillón: Miembro voladizo sobre el que se asienta una cornisa o alero, o los extremos de un dintel.
- 58 Alegoría: Ficción en virtud de la cual un relato o una imagen representan o significan otra cosa diferente.
- 59 Zarzuela: Obra dramática y musical de origen español en que alternativamente se habla y se canta.
- 60 Género grande: Zarzuelas compuestas por dos, tres o más actos.
- 61 Género chico: Zarzuelas compuestas por un solo acto.
- 62 Travertino: Roca sedimentaria formada por depósitos de carbonato cálcico.
- 63 El Castellar: Antiguo municipio de la provincia de Zaragoza del que hoy solo quedan restos arqueológicos.
- 64 Fonética: Perteneciente o relativo a los sonidos del habla. // Dicho de un alfabeto, de una ortografía o de un sistema de transcripción: Que trata de establecer una relación biunívoca entre los sonidos del habla y su representación escrita. // Conjunto de los sonidos de un idioma. // Parte de la gramática que estudia los mecanismos de producción, transmisión y percepción de la señal sonora que constituye el habla.
- 65 Logopedia: Conjunto de métodos para enseñar una fonación66 normal a quien tiene dificultades de pronunciación.
- 66 Fonación: Emisión de la voz o de la palabra.

DATOS DE INTERES

HORARIOS DE APERTURA/VISITA:
- Primavera - Verano (de abril a septiembre): 06:00 a 24:00
- Otoño -Invierno (de octubre a marzo): 06:00 a 22:00


LOCALIZACIÓN Y COMUNICACIONES:
TREN:
METRO:

- Estación de Retiro, Línea 2.
- Estación de Príncipe de Vergara, Líneas 2 y 9.
- Estación de Ibiza, Línea 9.
- Estación de Atocha, Línea 1.
- Estación de Atocha-Renfe, Línea 1.

AUTOBÚS:

- Líneas 1, 2, 9, 14, 15, 19, 20, 26, 28, 32, 51, 52, 61, 63, 74, 146, 152, 202, C.

COCHE:

Los datos de comunicaciones se han tomado, en enero de 2015, de la información facilitada por el Ayuntamiento de Madrid y corresponden a la totalidad de los Jardines del Buen Retiro.


BIBLIOGRAFIA Y ENLACES EXTERNOS:
- María del Carmen Simón Palmer: "El Retiro, Parque de Madrid"; Biblioteca Básica de Madrid; Ediciones La Librería; Madrid, 1991; ISBN: 84-87290-17-5; Depósito Legal: M.10.964-1991.
- Rosario Mariblanca: "Historia del Buen Retiro"; Ediciones La Librería; Madrid, 2008; ISBN: 978-84-9873-006-7; Depósito Legal:M-14934-2008.
- Carmen Ariza Muñoz: "Buen Retiro"; Serie Parques y Jardines de Madrid; Fundación Caja Madrid; Ediciones Doce Calles, S.L.; Primera edición: Mayo 1994; Segunda revisión ampliada y revisada: Octubre 2001; ISBN (Obra completa): 84-89471-13-4; ISBN: 84-89471-16-9; Depósito Legal: M-52.770-2001.
- César Hernández García "Chegar": "El Retiro para todos"; Visión Libros; Madrid, 2013; ISBN: 978-84-9011-983-9; Depósito Legal: M-11333-2013.
- monumentamadrid
- elmundo.es DICCIONARIOS
- DRAE

Página anterior    Inicio
Suscripción gratuita a uVdM

Tras pulsar en "Enviar" recibirá un e-mail solicitando la confirmación de su suscripción a uVdM.

Compartir
RSS 2.0




Más Parque del Retiro
- El Campo Grande

- El Estanque Grande y el Antiguo Reservado

- Huerto del Francés

- Jardín de los Planteles

- Jardín de Vivaces

- Jardín del Parterre

- Jardines de Cecilio Rodríguez

- Jardines de Herrero Palacios (antigua Casa de Fieras)

- Jardines de la Rosaleda

- La Chopera y el Bosque del Recuerdo

- Los Jardines más antiguos

- Los Jardines Románticos

- Puertas y Entradas

- Senda Botánica 1: "Los jardines más antiguos"

- Senda Botánica 2: "Del Bosque del Recuerdo al Huerto del Francés"

- Senda Botánica 3: "La Rosaleda y el Jardín de Vivaces"

- Senda Botánica 4: "El Campo Grande"

- Senda Botánica 5: "Jardines de Cecilio Rodríguez y Herrero Palacios"

- Senda Botánica 6: "El Antiguo Reservado"

- Senda Botánica 7: "La zona de recreo"

- Índice Monumental del Parque del Retiro

Monográficos del Parque del Retiro
- El Ángel Caído

- Fuente de Cuba

- Monumento a Alfonso XII

Licencia de Creative Commons
una Ventana desde Madrid by Lourdes María Morales Farfán is licensed under a Creative Commons Reconocimiento-NoComercial-CompartirIgual 4.0 Internacional License.

  • Página creada gracias a: CCTW